¿Cómo combatir y prevenir los juanetes?

Son muchas las personas que nacen con una cierta tendencia a sufrir una desviación lateral del dedo gordo del pie (en la articulación metatarso-falángica de primer dedo), conocido como los famosos juanetes, te invito a leer cuáles son los cuidados y tratamientos que existen

En la entrada anterior os expliqué las causas y sus síntomas, y ahora quiero daros algunos consejos para aliviar el dolor que pueden causar los juanetes, así como también, informaros de las técnicas para su corrección y sobre todo, para conocer cómo podemos prevenir la aparición de los juanetes en el pie.

Las características de los juanetes son de fácil detección por parte del paciente, ya que a nivel estético son muy evidentes y los síntomas más frecuentes de la patología son la algia o dolor en medio del pie, dolor en la cabeza del primer dedo, cansancio continuado o dolor que incluso puede llegar a afectar  a las rodillas.

Como os he comentado anteriormente, los primeros síntomas del paciente que presenta juanetes es el dolor, la dificultad para calzarse o los problemas estéticos. El dolor y la inflamación, empeoran con el movimiento o con el uso de un calzado inadecuado que llega a producir rozaduras, inflamación…

El primer paso a seguir cuando un juanete apenas empieza a desarrollarse, es visitar a un  podólogo para evitarnos males mayores en un futuro.

TRATAMIENTO Y PREVENCIÓN DEL JUANETE

El mejor tratamiento contra esta deformidad ósea es la prevención y para ello, frente la mínima molestia, es recomendable acudir a un especialista de la podología que nos asesore de cómo combatir el trastorno y evitar así que este se complique.

Es importante resaltar que no todos los juanetes tienen la misma afectación en el paciente. Motivo por el cual es de básica importancia una exploración detallada por parte del podólogo que identifique las anomalías biomecánicas de la alteración  (el aparato locomotor hay que entenderlo como un conjunto y no el pie individualmente) e intentar evitar futuros problemas.

prevención, tratamiento y consejos para los juanetes
 

El aparato locomotor hay que entenderlo como un conjunto y no el pie individualmente

 

Un tratamiento conservador, es siempre el primer paso y la  primera opción terapéutica, sin embargo, dependiendo del grado de deformidad, la edad, la causa del juanete, y si el paciente no tuvo la supervisión por parte de algún profesional de la salud, se tendrá que evaluar si precisa de tratamientos menos conservadores  y más agresivos como la cirugía.

Es por esta razón que un buen un estudio biomecánico es fundamental para valorar el grado de afectación y poder actuar en consecuencia.

Sea cual sea el motivo, una vez iniciada la deformidad, esta puede progresar y repercutir en otras patologías: dedos en garra , metatarsalgias, fascitis plantar, entre otras. Debido a la alteración a nivel plantar y al apoyo irregular del pie (la primera cabeza metatarsal es una columna importantísima dentro de la estructura del pie que se ve alterada con la aparición de los juanetes) que llega a provocar grandes problemas para la deambulación con normalidad.

Pie con dedos de garra

CONSEJOS PARA EL CUIDADO DE LOS JUANETES

  • Usa calzado adecuado: evita llevar zapatos estrechos y/o de punta que te aprieten los dedos. Cuanto más anchos sean los zapatos, mayor sensación de comodidad tendrás.
  • Usa espaciadores interdigitales para ayudar a frenar el avance y mantener los dedos en la posición adecuada.
  • Las almohadillas de gomaespuma también te ayudarán a evitar los roces del juanete con el zapato.
  • En caso de tener el juanete inflamado, puedes aplicar hielo de 2 a 3 veces al día para disminuir la inflamación y el dolor.
  • También es recomendable no permanecer largos periodos de pie, para evitar causar dolor en el juanete.
  • Suministro de analgésicos y antiinflamatorios (bajo supervisión médica)

Con todo esto, quiero que tomes consciencia de que los juanetes no desaparecen por sí solos y que, además, si no se tiene el cuidado necesario y se tratan adecuadamente, empeoran con el tiempo.

 

Si padeces juanetes y esto no te permite desarrollar tu actividad normal, y estás decidido a ponerles remedio, consulta con tu podólogo de confianza

 

Un buen estudio biomecánico nos permitirá averiguar si existe tendencia a desarrollar juanetes para así poder aplicar medidas de prevención y un buen diagnóstico, siendo la mejor fórmula para proporcionar calidad de vida, objetivo final que tengo como podóloga. Y si padeces juanetes y esto no te permite desarrollar tu actividad normal, y estás decidido a ponerles remedio, consulta con tu podólogo de confianza para que te proporcione las herramientas necesarias para que sean más llevaderos,